Miguel Ponce encaró a un aficionado durante la llegada de Chivas a Tijuana en donde enfrentarán a Xolos.  El incidente no pasó a mayores debido a la intervención de personal de seguridad. 

El defensa rojiblanco se disculpó horas después por su acción con el aficionado y aseguró haber recibido algunos manotazos previos a su reacción. 

Chivas se encuentra en el penúltimo lugar de la porcentual y no ha ganado desde la jornada 1.