Quiniela
Liga MX
Copa MX
LaLiga
Otras Ligas
Podcast
App


Resulta difícil entender cómo un futbolista que se le ve disfrutando lo que hace, que celebra con euforia un gol y que cumple el sueño que muchos no pudimos realizar pueda sufrir de algún problema de salud mental, tales como depresión, ansiedad o pánico. Pero la realidad es otra, el vivir en un vaivén de emociones antes, durante y después de los partidos, además de lidiar con los problemas que afrontan día a día como personas y sin olvidar, las reacciones con las que se pueden topar en redes sociales, en la prensa o en los estadios, los jugadores son vulnerables a diversos conflictos.


Los índices de problemas referentes a la salud mental han ido en aumento en los últimos años, el mundo futbolístico también sufre por ello. Los inconvenientes trastocan diversos puntos dentro del deporte debido a que existen muchas causas que pueden ejercer presión sobre la salud de los jugadores y esto puede provocarles sentimientos de angustia, ansiedad, depresión, trastornos del sueño, pánico, entre otros.


Según información recabada por el Instituto de Métricas y Evaluación de Salud en 2019, se estimó que más de 1.1 mil millones de personas en el mundo sufrían de algún tipo de trastorno mental, estamos hablando de 2 de cada 10 personas. En comparación a lo anterior, FIFPro menciona que en el futbol esta cifra aumenta en 4 de cada 10 futbolistas, sin duda un número alarmante si nos enfocamos a que es casi el 50%. Para el 2020, el mismo organismo realizó un estudio a raíz del confinamiento por el Covid-19, que dio como resultado que 13% de jugadores hombres tuvieron algún tipo de depresión, mientras que en el caso de las mujeres fue del 22%.


Las circunstancias que aquejan a los deportistas pueden ser diversas, sin embargo, hay algunas puntuales que son focos rojos dentro de la salud mental:


Lesiones graves: si un futbolista activo sufre tres o más lesiones graves durante su carrera, tienen de dos a cuatro veces mayor probabilidad de manifestar problemas de salud mental, esto aumenta si el jugador tiene más de 30 años y sigue creciendo considerablemente cuando el jugador se vio obligado a dejar las canchas por dichas lesiones.


Relación con compañeros y entrenadores: Los jugadores que experimentan una relación negativa o insatisfactoria con miembros del equipo tienen más riesgo de manifestar problemas mentales. Además, de las situaciones donde el futbolista pueda pensar que no está a la altura necesaria del club.


Insatisfacción con la carrera: Al no realizar una carrera satisfactoria, los futbolistas aumentan el riesgo de padecer dificultades mentales. También, se ve reflejado en el mercado de fichajes, cuando no saben si se quedarán o irán del equipo, e incluso si se quedan, hay temor si serán o no considerados por el técnico.


El entorno: La presión de un futbolista llega desde el club, los aficionados, la prensa y desde hace unos años a la fecha, redes sociales. Esta presión ha ido en aumento con los llamados haters.


Retiro: Los jugadores que se alejan de las canchas y se encuentran desempleados tienen mayor peligro de manifestar problemas de salud mental y estos aumentan cuando también hay dolor físico. Al retirarse, cambian por completo su vida, de estar acompañados prácticamente por ocho-nueve años de carrera futbolística (en ocasiones es más tiempo) de un día para otro esto desaparece y se topan con soledad, incertidumbre y angustia, si esto no se maneja de buena manera se derivará en severos conflictos mentales.


En la actualidad, ya hay una preocupación puntual por atacar las circunstancias que ocasionan las diversas contrariedades de la salud mental. Por ello, cada vez es más común ver que los equipos o ligas cuenten con psicólogos, aunque aún hay renuentes a utilizar dicho apoyo.




Alianza entre FIFA y ONU


En el marco del Día Mundial de la Salud Mental, que se celebra el 10 de octubre y que ofrece la oportunidad de crear sensibilización por los problemas y la importancia de hablar de ellos abiertamente, la FIFA busca poner mayor atención en el aspecto mental y darle la importancia debida como lo es el físico.


Por ello, el máximo organismo rector del futbol en alianza con la Organización Mundial de la Salud y la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático lanzaron la campaña #ReachOut, la cual busca crear conciencia sobre los problemas de salud mental que han ido en aumento en los últimos años, además de animar a las personas a buscar la ayuda cuando lo requieran y a tomar las medidas precautorias para mejorar su bienestar emocional, psicológico y social.


La cruzada contará con apoyo del mundo futbolístico y que junto a la agencia especializada en salud de la ONU abogarán para que las personas tengan el apoyo cuando lo necesiten. Dentro de la campaña se relataron los testimonios de las FIFA Legeds: Aline Pellegrino, Vero Boquete, Cafú, Laura Georges, Luis García, Shabani Nonda, Patrizia Pánico, Fara Williams y Walter Zenga, además, el portal fifa.com conversó con Marvin Sordell, exdelantero de Bolton Wanderer y de la selección olímpica británica, y con Sonny Pike, quien fuera proclamado ‘la próxima estrella del futbol’ cuando tenía apenas 14 años, para hablar acerca de sus experiencias con la depresión. De igual manera, Teresa Enke conversó sobre la situación de perder un ser querido por suicidio y dialogó de su trabajo en la Fundación Robert Enke.


Gianni Infantino, presidente de la FIFA, destacó la importancia de #ReachOut que servirá para salvar vidas y detectar situaciones de peligro a tiempo. Es importante que se hayan enfocado en dicha situación, debido a que tan solo la depresión afecta a más de 260 millones de personas a nivel mundial, y donde cerca de la mitad de las enfermedades inicia a los 14 años, siendo el suicidio la cuarta causa de muerte entre jóvenes de 15 a 29 años. Por su parte, el doctor Tedros Anhanom Ghebreyesys, director general de la OMS, mencionó que la Organización Mundial de la Salud está encantada de apoyar a la FIFA en la campaña.


La cruzada se comparte en los canales digitales de la FIFA, con kits de herramientas multimedia proporcionados a las 211 asociaciones miembro de la institución y a las agencias de medios para facilitar la difusión y el uso dentro y más allá de Europa.



Emocionalmente estaba muy retraído. Sentí el peso del mundo sobre mí y estaba en modo de autodestrucción. Llegué a un punto, mi punto de ruptura esencialmente, cuando intenté quitarme la vida. No sentí que valiera la pena vivir. Sin alegría, sentí ¿qué es la vida?
Marvin Sordell



El Club PUEBLA, UN CASO ADMIRABLE


Claudia Rivas, coordinadora del área de psicología del deporte en el Club Puebla, platicó para juanfutbol sobre su labor y experiencia en la 'Franja'. El proyecto inició en la época del Profe Meza, Claudia visitaba al equipo cada 15 días y se enfocaba en lo deportivo, la construcción de equipo y el trabajo colectivo. Posteriormente, el club la integró con el fin de que los futbolistas se acostumbraran al trabajo con el psicólogo. Actualmente, la psicóloga del deporte dirige desde las fuerzas básicas sub 16, hasta los equipos femenil y varonil.


Una vez instalada con Puebla se enfocó en la labor humana y deportiva con el fin de brindarle a los jugadores las herramientas para que sean personas de éxito, las sesiones son de dos a cuatro por mes con el fin de trabajar en prevención de problemas en la salud mental, trabajar sus capacidades psicológicas, el rendimiento del deportista y la toma de decisiones; también, cada jugador plantea un objetivo personal: resiliencia, autodiálogo, entre otras. Incluso, integran a los parientes enfocados a que el Puebla es una familia.



Los temas a tratar son: Entrenamiento mental, enfocado a mejorar la concentración, visualización eficaz, entendimiento de las conductas demandadas por los valores de la institución y cuerpo técnico. Además de que cada jugador plantea un objetivo personal: resilencia, autodialogo fuerza mental
Claudia Rivas




La institución se ocupa de los futbolistas desde que llegan a fuerzas básicas (sub 16). Para los jóvenes tener entrenamientos mentales, se vuelve tan cotidiano como las prácticas físicas y tácticas. Se entienden los procesos de maduración y crecimiento fisiológicos, los cuales hay que respetar. De igual manera, los llevan de la mano en sus lesiones y en la prevención de las mismas. Además, si una de ellas es de gravedad hacen un trabajo en conjunto con grupo médico y eso va desde el diagnóstico, la preparación psicológica de aceptación, de duelo y de dolor, se trabaja la empatía y es con base a objetivos. Se sigue con la rehabilitación, donde hay una comunicación constante con el jugador, se hacen trabajos de relajación, risoterapia, retos y estrategias psicofisiológicas para atenuar el dolor.


Por si fuera poco, desde que debutan planean su carrera; ahorros, inversiones y actividades después de ésta, algunos deciden tomar cursos para ser entrenadores, otros de comentaristas y algunos más se enfocan en sus negocios. Todo ellos con el fin de prepararlos en un difícil proceso que es el retiro.


Un ejemplo a seguir es Antony Silva, portero del club y de la selección de Paraguay. Silva tiene grandes estrategias psicológicas, pero también cumple con sus sesiones y en busca de mejorar cada día pide apoyo en ciertas circunstancias. Es lo que un futbolista tendría que hacer, prepararse, enfocarse y ayudarse de profesionales no solo en lo físico sino también en lo mental.



Casos de futbolistas de liga mx o cercanos


Miguel Layún

Miguel tenía 22 años, había pasado por Veracruz, Querétaro, incluso probó suerte en Italia con Atalanta, llegó al América y el fichaje generó sorpresa y desconfianza, los aficionados y comentaristas cuestionaron su nivel y sus cartas de presentación para estar en el equipo.  En una entrevista con el Escorpión Dorado, Layún reconoció que su llegada a las Águilas se dio en un mal momento para el club y se le sumó el cambió de posición a una de las que peor se puede desarrollar: lateral derecho.


Posteriormente, se dio un reportaje de Barak Fever donde cuestionaba las habilidades de Layún. En un partido de pretemporada ante Barcelona, Fever, mediante la Contracrónica, evidenció que los compañeros de Miguel no confiaban en él a tal grado de no pasarle el balón. Lo peor vino con un hashtag que se viralizó y con el que le hicieron bulliyng nacional, el famoso #TodoEsCulpaDeLayún.


Aficionados y comentaristas se ensañaron con el futbolista veracruzano, y fue donde anímicamente tocó fondo, reconociendo que incluso llegó a las lágrimas en varias ocasiones. Tras una recomendación de un compañero, llegó a conocer a Claudia Rivas, ella lo ayudó en el proceso, y la psicóloga del deporte resalta que parte importante de los buenos resultados recaen en la constancia, dedicación, determinación y valentía de Layún, así también, destaca el compromiso que tuvo con los trabajos psicológicos y su disciplina.


A partir de la final ante Cruz Azul en la que Miguel cobró el penal definitivo, la frase se retomó pero para bien, se le reconoció que fue su culpa aquel campeonato tan cardíaco que logró el América.  A la postre, su carrera se disparó, llegando a jugar en el viejo continente para Watford, Porto, Sevilla y Villarreal, además de disputar dos mundiales con el Tri.




Matías Almeyda


El ‘Pelado’ vivió una depresión tras colgar los botines. Para Líbero vs de TyC Sports contó: “Cuando me retiré en 2005 fue feo. Las personas me decían: ‘¿cómo depresión si tienes todo en la vida?’, ¿todo qué, lo material?, y sí, pero no tenía ganas de levantarme ni de andar a la calle. Mi familia la sufrió conmigo, es un proceso de transformación que duele. Cuando estaba en River Plate, me llamaban todos los periodistas, después nadie”.


La enfermedad lo orilló a la tristeza, consumir comida chatarra y alcohol. El punto de quiebre llegó con el comportamiento de una de sus hijas, que se había metido en problemas en la escuela. En el proceso de entender la situación, le pidieron a la niña dibujar a su familia.

 

Cuál fue la sorpresa para Almeyda que a su esposa la dibujó como una reina, a sus hermanas como princesas, pero a su padre lo había ilustrado como un león viejo. Fue un golpe de realidad que provocó a Matías decidirse por un cambio, empezó a hacer ejercicio nuevamente, salir a la calle, caminar, comer más sano, pero sobre todo a disfrutar de la vida y de su familia.


Afortunadamente para el extécnico de Chivas, su familia (esposa, hijas y padres) lo apoyaron incondicionalmente. La motivación le ayudó a tomar nuevos retos, regresó al futbol y lo hizo en uno de los momentos más negros de la historia de River Plate, se hizo cargo del club en Segunda División y lo llevó a Primera, y lo mismo hizo con Banfield. Después se aventuró en la Liga MX, con el ‘Rebaño’ consiguió cinco títulos: una liga, una Concacaf, dos Copas y una Supercopa. Actualmente es entrenador en la MLS con San José; decidió irse a Estados Unidos para brindarle un mejor futuro a su familia, que sus hijas puedan estudiar y tener un mundo de oportunidades.



 

"Fue feo, no se lo deseo a nadie. Es difícil de entender porque la respuesta más fácil era: ´Cómo vas a tener depresión si tenés todo´. ¿Todo qué, material? Hubo muchas cosas que me hicieron daño".


-Matías Almeyda-


Carlos González


‘Charli’ llegó haciendo buenas actuaciones y goles a México, con Necaxa se posicionó como uno de los mejores delanteros de la Liga MX, esto lo llevó a Pumas. A pesar de que no hizo los mismos goles con los universitarios, hizo un buen papel y provocó que Tigres se hiciera de sus servicios.


Este fichaje le trajo complicaciones personales, el mismo González confesó para Mediotiempo que a medida que pasaban las fechas del Guard1anes 2021, sintió que no estaba preparado emocionalmente para llegar a los Incomparables, también mencionó que fue acarreando problemas desde los entrenamientos del cuerpo técnico de Ricardo Ferretti, lo que desencadenó en dificultades tanto físicos como psicológicos. después, siguió una serie de lesiones le impidieron tener continuidad y por ende fue perdiendo confianza en su juego, su primera temporada con los Incomparables fue muy dura.


"Perdí una final, emocionalmente no estaba preparado, estaba en esa puerta de ganar un título y conllevaba saber que te ibas, era una situación complicada que viví...al día siguiente presentándote en tu nuevo equipo, sabiendo que me iban a exigir, el primer torneo me costó"


 -Carlos González-

 


Pablo Hernán Lavallén


Pablo Lavallén tuvo un gran paso por Atlas, luego regresó a Argentina para jugar con Huracán, pero la crisis de aquel país le impidió cobrar seis meses y regresó a México para ponerse la camiseta de San Luis en 2003. Sin embargo, en esta etapa experimentó un miedo interno que le fue minando el ánimo.


La depresión llegó a un punto crítico, Lavallén reconoció para TyC Sports que: “Llegó el momento en que no deseaba levantarse más… cuando consigues los logros materiales, hay una parte que no cierra y es la espiritual”. Muchos futbolistas viven lo mismo y comentó que también Guillermo Franco, Walter Erviti y otros más, tuvieron alguna situación similar pero que se quedaron callados por temor o vergüenza.


Pablo vivió el desgano, luego le vinieron los ataques de pánico a tal grado que no quiso salir a la calle y vivir con el miedo de que lo mataran o entraran a su casa. Lo más dramático del asunto es que el temor fue tan grande que dormía con las luces encendidas.


La enfermedad fue escalando a niveles más grandes, Lavallén llegó a pensar que se estaba volviendo loco, y hasta hubo veces que hablaba solo. La solución fue acercarse a la religión, tras la recomendación llegó una plática maratónica con un pastor evangelista, el cual poco a poco le quitó los miedos. Pablo entendió que necesitaba esa parte espiritual de la que se había olvidado.


Tras superar su enfermedad, Pablo se convirtió en entrenador y dirigió a San Martín, Tucumán, Belgrano y Colón.



 

Pablo Lavallén superó el pánico y la depresión acercándose a la religión


CASOS DE FUTBOLISTAS INTERNACIONALES



Robert Enke


Fue un portero alemán, que siempre se exigió, incluso a veces de más, si concedía un gol podía estar encerrado en su habitación hasta por una semana y no importaba si su equipo ganaba. En su paso por Benfica la depresión se manifestó, pero supo sortear la enfermedad y convertirse en capitán del club y ser muy querido por los aficionados.


A su llegada a Barcelona el panorama cambió considerablemente, la desconfianza se hizo cada vez más frecuente y los cuadros de pánico y depresión se hicieron severos. Con Louis Van Gaal como entrenador, se le culpó a Enke de la eliminación de Copa del Rey ante un equipo de tercera división.


Tras pasar por Fenerbahce y Tenerife, regresó a Alemania donde su carrera repuntó con Hannover 96 a tal grado de ser considerado el portero titular para Sudáfrica 2010. Lamentablemente, en el punto más alto de su carrera, sufrió la pérdida de su hija, Lara, a causa de una deficiencia cardiaca. Después, su mujer y el adoptaron a otra niña. La seguridad como portero iba en aumento, pero la paranoia fuera de ella también lo hizo, temió que su estado depresivo se diera a conocer y que le quitaran la custodia de su hija, una fantasía autodestructiva.


En su enfermedad, Robert siempre tuvo el total apoyo de su mujer, la cual se convirtió en una especie de enfermera y orientadora, además del de su padre, Dirk Enke, de profesión psicoterapeuta que constantemente estaba al pendiente de su hijo. Tristemente, el 10 de noviembre de 2009, Robert Enke se suicidó aventándose al paso del tren en Himmelreich a tan solo 200 metros de donde se encontraba la tumba de su hija.


Tras su muerte, Hannover, la Federación de Futbol Alemana (DBF) y la Liga de Futbol Alemana (DFL) crearon la fundación Robert Enke. Su viuda, Teresa, está muy involucrada en la organización, la cual lleva a cabo proyectos para ayudar a las personas que sufren de problemas de salud mental y a niños con problemas de corazón.



Andrés Iniesta


A los 25 años, Iniesta se consagraba con su segunda Champions League y tras conquistar el torneo europeo sufrió un duro proceso depresivo. En su documental “Andrés Iniesta, el héroe inesperado”, se dieron diversos testimonios de la situación que atravesó el futbolista español.


Andrés tuvo una fuerte lesión, una rotura en el aductor de la pierna derecha y jugó infiltrado en la final de la Champions, tras su regreso a los entrenamientos, Iniesta no se sintió bien, no tenía energía para las prácticas y a eso se le sumó el fallecimiento de su íntimo amigo y defensa del Espanyol, Dani Jaque.


Guardiola solicitó el apoyo del club y Andrés fue tratado con especialistas. Imma Puig, la psicóloga que se puso a trabajar con el mediocampista definió que la depresión que sufría era similar a una depresión post-parto, cuando pasas por un momento muy brillante y muy intenso, luego viene un vacío.


La clave para superar la depresión fue un trabajo de equipo donde se vieron involucrados sus padres, su esposa, sus compañeros de equipo e incluso el mismo Pep, los cuales apoyaron de gran manera.



Todo el entorno de Andrés colaboró para que pudiera salir de la depresión.
 

Gianluigi Buffon


En una carta para The Players Tribune, Buffon reveló que a los 26 años tuvo una dura batalla con la depresión, esto derivado a la rutina que llevaba como futbolista.


Una mañana intentó salir de la cama para ir a entrenar, pero sus piernas empezaron a temblar sin control. Se sintió tan débil que no pudo conducir el carro. Gigi pensó que se trataba de fatiga o de un virus, pero todo empeoró. Solo quería dormir, y en los entrenamientos se sentía muy pesado, cada parada que intentaba realizar sentía que realizaba un esfuerzo titánico.


Fueron siete meses donde no encontraba alegría en su vida, la rutina hizo que se convirtiera en una prisión; vas a entrenar, regresas a casa, ves televisión y vas a dormir, haces lo mismo día con día, ganes o pierdas se repite constantemente.


No importó si era el portero de Juventus o de la selección italiana, cuánto dinero ganaba o el respeto que se ganó de los aficionados, la depresión le pegó muy duro a tal grado de sentirse un robot. Buffon optó por cambiar sus costumbres y una de esas lo llevó a visitar un museo. En dicho recinto encontró un cuadro titulado ‘El Paseo’ del pintor Marc Chagall, en el que se aprecia al autor que sujeta por una mano a su mujer mientras fluctúa libremente en el aire. Buffon reconoce que esa imagen lo hizo sentirse como un niño, recuperando la sensación de la felicidad en las cosas simples y también mencionó que regresó varias veces al museo solo para ver esa obra.


El portero italiano también destacó la importancia de considerarse un hombre normal, como los demás, que no es distinto a un hombre en un bar o a un electricista.


 

"Tendrás 26 años. El portero de la Juventus y la Selección Italiana. Tendrás dinero y respeto. La gente incluso te llamará Superman. Pero no eres un superhéroe... Tu rutina puede convertirse en una prisión"


-Gianluigi Buffon-


Josip Ilic


El cuadro que presentó Ilicic es uno de los más recientes en el futbol. En los octavos de final de la Champions del 2020-21 Josip metió cuatro goles a Valencia, pero también a partir de ese partido inició una etapa de depresión en el esloveno, que lo llevó a ausentarse en la siguiente eliminatoria contra PSG.


Durante el inicio de la pandemia, Bérgamo fue una de las ciudades italianas más afectadas por el virus. Al ver los camiones del gobierno recogiendo a las víctimas del coronavirus, le hizo recordar los terribles momentos que vivió en su infancia por la Guerra de los Balcanes.


Atalanta le dio permiso de pasar el confinamiento en Eslovenia con el fin de que estuviera cerca de su familia, pero tras el regreso para el cierre del torneo de liga en Italia, Ilicic regresó bajo de peso, desconectado completamente del futbol y de Atalanta. Afortunadamente, pudo ser tratado a tiempo y regresar a jugar el deporte que tanto ama. 


Ver los camiones del gobierno recogiendo a las víctimas del Covid-19, le hizo recordar los momentos que vivió en su infancia por la Guerra de los Balcanes
 


Santiago García


Tras una entrevista para una estación de radio en Mendoza Argentina, Santiago el ‘Morro’ García confesó que venía sufriendo depresión. El mundo estaba en confinamiento por el Covid-19 y el delantero uruguayo de 30 años no podía viajar a Uruguay a ver a su hija. Además, su nivel futbolístico en Godoy Cruz se vio mermado.


Santiago estaba siendo tratado por psicólogos y un psiquiatra, además de que estaba esperando definir su nuevo club luego de que se decidiera que no continuaba en Godoy Cruz, había sido separado del plantel y estaba analizando opciones con su representante para definir su futuro. Lamentablemente, el ‘Morro’ no supero la depresión y decidió quitarse la vida. 


 

Tras un cuadro de depresión por su bajo nivel futbolístico, el confinamiento por el Covid-19, le jugó una mala pasada.


Luis Advíncula


El actual jugador de Boca Juniors trabaja con una psicóloga que le ayuda en el aspecto mental con el fin de superar la frustración que siente cuando las cosas no salen bien durante los partidos.


La situación que Luis vivía provocaba que se saliera del partido cuando las cosas no le salían, sentía mucha frustración, por lo que optó por recibir ayuda de un especialista.


Advíncula optó por apoyarse en la psicología para superar la frustración
 


Macarena Sánchez


Maca actualmente delantera de San Lorenzo reveló para FIFPro su caso de depresión. Se empezó a sentir mal en marzo de 2020, a pesar de ir a terapia no comentaba sus problemas, sentía vergüenza lo que su terapeuta podría pensar. Sin embargo, los síntomas se agravaron a tal grado que empezó a tener pensamientos negativos como que su vida no valía y no tenía sentido, incluso sintió ganas de morir.


La situación le afectó en el ámbito profesional, no estaba en condiciones de entrenar y/o jugar, y la pandemia volvió la situación aún más complicada. El punto de quiebre sucedió en el medio tiempo de un partido donde se puso a llorar, ya no podía más. El cuerpo técnico se dio cuenta de lo que pasaba, Macarena se sinceró con ellos y el club la apoyó en todo momento. También, su familia la acompañó en todo momento, la entendieron en todo el proceso y muchas veces se pusieron en su lugar.


La futbolista argentina menciona que el primer paso fue sanar muchas cosas, y asimilar que estaba teniendo un padecimiento mental. Macarena no había dado a conocer su situación por vergüenza y miedo de que saliera en los medios de comunicación, sobre todo por los estigmas que hay detrás de la depresión.


A pesar de que se empieza a hablar más del tema, lamentablemente, los clubes no están preparados para afrontar situaciones de esta índole, son muy pocos los equipos que tienen psicólogos.


 

La depresión sigue siendo un tabú en el futbol y muchos futbolistas tienen miedo de admitirlo.


Nahuel Tuya


En una entrevista para El País, Nahuel Tuya reveló que a los 19 años decidió abandonar el sueño de ser futbolista decidiendo primero disfrutar de las cosas simples de la vida.


A principios de 2020, Tuya se afianzaba en la Cuarta División con el Montevideo City Torque, club al que llegó con tan solo 17 años. Lamentablemente, su salud mental le jugó una mala pasada. La pandemia del coronavirus lo hizo regresar a San José, su ciudad natal. Después de unos días sufrió su primera crisis luego de salir con su novia al parque a tomar mates. Todo inició con una carga en los hombros que se fue haciendo cada vez más pesada, la vista se le nubló y le siguió un fuerte dolor de cabeza, aunado a la falta de aire.


Al llegar al hospital se le diagnosticó crisis de pánico, a pesar de lo fuerte que fue Nahuel le restó importancia e intentó seguir con su vida, pero llegó una segunda crisis y con ella el medicamento. A Tuya le recetaron ansiolíticos, antidepresivos y pastillas para dormir, también, le recomendaron tratamiento psicológico, pero no lo aceptó y optó por hacerse exámenes para descartar cualquier otra enfermedad.


Después, vino la depresión con las crisis que aparecían más seguido de tres a cuatro veces por semana. En total fueron 10 meses de dolor y sufrimiento donde Nahuel ya no quería saber de futbol a pesar de tener el sueño de ser futbolista profesional, pero las crisis no cedían y llegó a tener hasta dentro de una cancha, lo que lo llevó a pensar en el suicidio.


Para diciembre de 2020, la depresión lo consumió, sin embargo, encontró un poco de luz dentro de la oscuridad, luego de recibir los resultados de unos estudios donde le hicieron saber que no padecía ningún mal físico, se decidió por luchar. Las crisis se hacían cada vez mas severas pasando las noches en el hospital y saliendo al día siguiente, lo que provocó que se perdiera los últimos partidos del año.


Nahuel decidió llamar a su representante y decirle que no jugaría más al futbol, se regresó a San José y tomó un tratamiento psicológico, que le ayudó a ir dejando atrás las crisis. Cuando Tuya iba mejorando su salud mental, vino el suicidio de Santiago García y el avance que había tenido se vino abajo. Por la mente del joven se iban formando preguntas cuestionando lo sucedido con el ‘Morro’, si él con su trayectoria y edad no pudo, “¿Cómo iba a poder?”.


Tuya colgó un mensaje en Instragram anunciando su retiro y pronto le llegaron respuestas de futbolistas y personas que padecían lo mismo que él; crisis de pánico, ansiedad y depresión, los cuales se ofrecieron a brindarle ayuda, además de otros que también le pedían apoyo.


Nahuel Tuya logró superar la enfermedad y lo hizo con ayuda profesional, el amor de su familia, pero sobre todo por las ganas de salir adelante. Nahuel disfruta su vida en su tierra natal y planea jugar nuevamente cuando la actividad regrese, lo hará en Central, el equipo de sus amores.


Nahuel Tuya logró superar la enfermedad y lo hizo con ayuda profesional, el amor de su familia, pero sobre todo por las ganas de salir adelante.

 


Búsqueda de soluciones


Es importante que los clubes y asociaciones de jugadores ayuden, desde ofrecer cursos y/o carreras a los futbolistas, hasta la preparación psicológica para poder enfrentar lesiones y retiros. FIFPro cuenta con un programa de consultas para los futbolistas recién retirados donde se someten a revisiones médicas y consultas con expertos para asesorarlos sobre su futuro inmediato además que en dado caso de que tengan algún problema relacionado con su salud mental sea detectado a tiempo. De momento, solo la Federación Noruega de Futbol ha desarrollado un proyecto similar.


Premier Sports Network, por su parte, organiza eventos para crear conciencia en los deportistas profesionales sobre su obligación de cuidarse, también buscan asegurar que los más jóvenes no abandonen sus estudios y les brindan las herramientas para encarar una potencial lesión o que ningún club se haga de sus servicios, si es que llegara el caso.


En otro escenario, la FIFA cree que para abordar la problemática que conlleva las enfermedades mentales, la educación es una pieza clave y por dicho motivo, dedicó un módulo entero del Diploma en Medicina del Futbol de la FIFA a este asunto. El curso cubre temas como el acoso, el abuso, el suicidio, la depresión y los desórdenes alimentarios con el fin de ayudar al personal médico del futbol a identificar problemas y proporcionar la ayuda necesaria a su equipo.


Autor: Gerardo Gómez

Editor: Carlos Pérez


Copyright © 2021 | juanfutbol