Por Eduardo Martínez 

La afición del camp nou no recibió nada bien al que podría ser su fichaje estrella la siguiente temporada 

El juego entre Barcelona vs Atlético de Madrid tendría un sazón muy especial, pues Griezmann jugaría en la que podría ser su casa para la siguiente temporada, aunque eso sí, no lo recibieron nada bien.

Antes de que comenzara el juego, el sonido local dio la alineación de los Colchoneros y hasta ahí todo con calma, pero cuando dieron el nombre del Principito, una fuerte silbatina simbró el Camp Nou, ahora a ver cómo lo toma el jugador. 

Esto nada más es de momento, porque seguramente si el francés llega con los blaugranas la gente lo aplaudirá todos los juegos.